1. ¿Cómo puedo aumentar las ventas de mi empresa?
  2. ¿Cómo mejorar el desarrollo de negocio en mi empresa?
  3. ¿Cómo mejorar mi estructura organizacional?
  4. ¿Cómo implementar la mejora continua?
  5. ¿Cómo debe ser la estrategia competitiva de mi empresa?
  6. ¿Es posible mejorar la gestión operativa?
  1. 02. ¿Cómo mejorar el desarrollo de negocio en mi empresa?

No existen los GPS para empresas, porque cada negocio es distinto y sus destinos también. Ni siquiera las empresas de un mismo sector son idénticas, ni tienen el mismo objetivo y no van al mismo sitio. Cada empresa tiene que decidir adónde ir, cómo llegar, y por qué caminos. Para esto, no hay rutas preconfiguradas, ni caminos señalizados, no sirve copiar lo que hacen otros, ni siquiera vale el “piloto automático” de la eficiencia y mejora continua para el futuro, porque pensar dejarse llevar por la pendiente de la inercia es muy peligroso, inclusive para aquellos que hoy parece que están bien.

Con mercados y sectores transformándose, con nuevas tecnologías y tendencias a las puertas, con la aparición de nuevos competidores con modelos de negocio más agiles, no va a ser suficiente con ser un mero observador. Es cierto que los planes de antaño acababan siendo en muchos casos poco realistas, parecían más un brindis al sol y una lista de deseos, sobrevaloraban las capacidades y recursos de las compañías, eran poco operativos y despegados de la realidad de la organización, y por ello carecían del seguimiento adecuado.

Tomar buenas decisiones sobre la dirección a tomar para el negocio hoy va a ser más determinante que nunca para el futuro. En el medio/largo plazo, la diferenciación estratégica de las empresas y su ejecución, va a pesar mucho más en el desempeño de las empresas que el negocio/sector en el que se encuentran. No son suficientes ya las opciones de solo mejorar o hacer más eficiente lo existente. Las estrategias de mejora operativas se han convertido en unas condiciones necesarias pero insuficientes para competir.

La única opción estratégica válida para una empresa que quiere sobrevivir es alcanzar la diferenciación, por la propuesta de valor, el modelo de negocio, el producto, el servicio, los segmentos de cliente, etcétera. Para diferenciarnos, vamos a tener que sentarnos a explorar nuevos caminos y nuevas posibilidades para el negocio, incorporar novedades sobre lo que se hacía antes, o lo que hacen los competidores. Encontrar nuevos ángulos de competitividad con los clientes, porque donde se compite es más importante que cómo se compite. Deberemos de innovar a todos los niveles.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web

Aceptar Leer más